Gaido muestra gestión, augura crecimiento y busca terminar con la “industria política de las elecciones”

Dos mil lotes con servicios, cloacas para 150 mil familias en el oeste neuquino, acceso a la red de agua potable en distintos barrios, continuidad en obra pública estratégica e instalación de 150 puntos de wifi gratuito para uso público conforman algunos de los distintos puntos que el intendente Mariano Gaido ya puede mostrar en su primer año.

No obstante, el jefe comunal augura un 2021 donde la vacunación y la inmunización le puedan devolver a la ciudad un mayor dinamismo en su actividad económica, recuperar ciertas pautas de normalidad y regenerar el tejido laboral, uno de los temas que más afectó a los neuquinos por la parálisis que trajo aparejada la pandemia y el aislamiento social obligatorio que primó durante el año pasado.

“Pese a la pandemia, pudimos terminar el año con el 96% de las actividades abiertas y esperamos para este año el repunte tan ansiado”, auguró el intendente.

A la vez, calificó la gestión de Gutiérrez como “ejemplar a nivel país” y agradeció al sistema de Salud por llevar adelante y de manera ordenada el plan de vacunación en toda la provincia. Sobre el gobernador, expresó que tanto provincia como municipio trabajan en equipo porque es la forma en la que entienden la política. Destacó la vocación de ambos por el hacer y remarcó que se logran los objetivos porque entre los dos espacios “no existe la grieta”.

Respecto a la enmienda que pretende llevar adelante para eliminar las elecciones de ediles de medio término, justificó su decisión de llevarla adelante al sugerir que existe una “industria de las elecciones” que beneficia a ciertos sectores políticos y que la eliminación le permitirá ahorrar al municipio cerca de 200 millones de pesos que se podrían destinar a reactivar la economía.

También alertó sobre la gestión y la gobernabilidad, y reafirmó que renovar cada cuatro años el Concejo Deliberante le permite a las instituciones del Estado municipal no estar en permanente estado eleccionario y poder focalizar el tiempo en mejorar la planificación del espacio urbano.

“Somos el único municipio de la provincia que elige ediles cada 2 años y esta industria de la política hay que terminarla”, argumentó.

Fuente: Somos el Valle

Compartir